La praxis teatral y lo político: la demanda, el teatrista, el público

Gustavo Geirola

Resumen


El ensayo aborda las cuestiones de la praxis teatral desde lo que hoy se ha dado en llamar política lacaniana (Jacques-Alain Miller) e izquierda lacaniana (Jorge Alemán, Ernesto Laclau y otros). Se plantea la posición del teatrista durante el proceso de ensayos y montaje, siguiendo los aportes de Lacan sobre el acto analítico y sus consecuencias éticas. Al orientar la praxis teatral hacia un teatro de la emancipación y desde la perspectiva del acto performativo, se hace necesario revisar el concepto de la demanda (tanto del teatrista como del público), el rol político de lo heterogéneo como freno al progresivo incremento de lo homogéneo en la sociedad neoliberal. De ahí que la discusión sobre la oposición masa-pueblo, tal como la ha planteado Laclau, exija una revisión de la noción de convivio planteada por Jorge Dubatti. El resultado es una conceptualización de la praxis teatral –basada en el deseo, el sujeto del inconsciente y el saber—como un campo de intervención sostenido en la creatividad artística y dirigida a lo ‘inapropiable’ por el sistema capitalista. Así, la praxis teatral se posiciona fuera de los protocolos epistemológicos académicos orientados a la producción de conocimiento, apoyados en la reproductibilidad de la experiencia y el oficio, y centrados en el sujeto cartesiano, tal como lo plantean los estudios teatrales o la filosofía del teatro. 


Palabras clave


praxis teatral; emancipación; Lacan; acto performativo; convivio

Texto completo:

PDF


DOI: http://dx.doi.org/10.34096%2Ftdf.n29.6510

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.



Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.

Esta revista se encuentra indizada en: DOAJ - Latindex